4 de junio de 2012

117 | Los Caminos de la Percepción

Llevo mucho tiempo sin actualizar… más del que había estado nunca desde que empecé este blog hace ya dos años y medio. Se debe a varios motivos, el más importante de todos ellos es el cambio de mentalidad y percepción que he tenido estos últimos meses.

¿Por qué seguir escribiendo post sobre emprender si no he montado ninguna empresa?  

Muchas veces me lo he preguntado…

Podría decir que en estos últimos dos meses mi vida ha cambiado, mi mentalidad, consciencia y forma de ver las cosas han aumentado exponencialmente. No hablo de forma de ver “el mundo” porque el mundo no es tal y como yo pensaba: existen otros mundos, otras existencias, otros lugares no físicos donde uno puede estar a través de su pensamiento, espíritu y sensaciones.

Hasta ahora sabía que existían dos mundos en los que los seres humanos podemos estar: la vigilia y el mundo onírico, el de los sueños. Este último llevo tiempo intentando explorarlo a través de los sueños lúcidos.

El tercero acabo de descubrirlo y es curioso que lo haga ahora en este momento, con 23 años. Este mundo del que quiero hablar es el mundo de la percepción completa, el mundo de la consciencia abierta, profunda y eterna.

A través de diversos métodos de pensamiento, con calma y con deseos de saber se la abren unas pequeñas puertas perceptivas. Es genial poder pasar “la puerta”, poder estar dentro y decir: ¡Aquí si que lo veo todo! Mis circuitos neuronales se modifican para darme luz, claridad y percepción completa.

Queriendo alcanzar la verdad descubres tantas cosas… tantas cosas imposibles de describir correctamente… solamente experimentando esa sensación de lucidez se entiende.

Lucidez, esa es la palabra.

Cuando uno esta allí se siente -y está, de hecho- lúcido, se da cuenta, entre otras cosas, de que el ser humano es limitadísimo en su forma “normal” de existir y vivir. Que somos realmente animales, células necesitadas de este mundo para las cuales lo más importante y básico es poder sobrevivir. A sobrevivir es a lo que nos dedicamos toda la vida y no a vivir. Dormimos, comemos y queremos sentirnos seguros. A eso es a lo que dedicamos el 95% de nuestro día. Piensa en todos los actos que realizas en las 24 horas que tienes disponibles en tu propio día, ¿Cuántas de ellas sirven a estas tres finalidades que he mencionado? Si te das cuenta es impresionante.

Te preguntas el porqué de las cosas y lo descubres, desmenuzando el acto, sentimiento o pensamiento, para después asombrarte de lo que has descubierto.

Puedes ver con absoluta claridad qué cosas importan en la vida y cuáles no. Esta es una cualidad genial, ya que te permite tener una consciencia más elevada y aumentar tu calidad de vida. Y lo triste es que te das cuenta que casi todo el mundo da mucha importancia a lo que verdaderamente no es importante y muy poca a lo que lo es, viviendo en una contradicción continua con nuestra existencia.

Puedes darte cuenta de cosas tan espectaculares como que en el mundo solo existe el ahora, que todo el pasado es fruto de nuestra mente, que no está ni volverá a estar jamás. Que la vida se compone de un segundo infinito, porque siempre es ahora, este mismo instante. Toda la historia de la humanidad se compone en el mismo segundo. El tiempo, así como la existencia, son temas espectaculares que siempre suelen surgir en las conversaciones cuando uno esta allí.

Otra cualidad que surge es la empatía. No la empatía tal y como la conocemos por la palabra, sino el sentimiento total de saber lo que vive otra persona, exactamente lo que siente como si estuvieras en su piel.

Quizá haya personas que no me comprendan del todo al escribir estas palabras a causa de los distintos niveles de percepción que tenemos los seres humanos. Un nivel de percepción significa un nivel de comprensión más alto al haber vivido aquello. El simple hecho de pensar diferente en un tema respecto a otra persona no quiere decir estar en un nivel de percepción distinto y hay que tener en cuenta que a través de las palabras nunca se puede transmitir ni una millonésima parte de lo que es algo en realidad.

Se puede pensar que digo tonterías sin sentido real ni práctico, que estoy en una etapa mística de mi vida… y no es así. Solamente he encontrado parte de la verdad, de mi verdad, y quiero compartirla.

En mi vida más que la felicidad busco esa verdad. Y lo interesante es que estoy empezando a encontrar caminos para llegar a ella. Quien lo siente, lo sabe.

El otro día lo comentaba con un gran amigo, que tiene ya su experiencia. Me decía: “Ahora si algún joven me pidiese un consejo sobre qué hacer en la vida lo único que le diría es que dedicase el tiempo a conocerse a sí mismo. Es lo más importante”

No puedo entender por qué hay personas que dedican todas sus energías y su tiempo al fútbol, a la separación de territorios, a su trabajo, a los caprichos de su cuerpo… y nada -absolutamente nada- a preguntarse acerca de la vida, de qué somos, de porqué estamos aquí, de qué hay después de la muerte o de por qué tenemos una mente que puede formularse este tipo de preguntas.

Puede que ahora no te lo preguntes porque ya lo hiciste un día y no encontraste respuestas ni supiste dónde buscarlas. Si es así, lo único que puedo decirte es… ¡sigue preguntándote y no desesperes!

Y por último…

¿Por qué seguir escribiendo post sobre emprender si no he montado ninguna empresa?  

Es cierto que llevo muchos años aprendiendo acerca de todo lo que rodea al mundo emprendedor, que monté una web que pretendía ser un negocio y la cerré al cabo de pocos meses y que llevo un año desde que acabé la universidad trabajando en una microempresa de Internet para aprender todo lo posible. Solo me falta dar el paso final, que cuando tenga que llegar, llegará. ¡Me sigue apasionando el emprender! Y mientras siga esta pasión vamos por buen camino, así que cuando me apetezca seguiré escribiendo post sobre emprender sin haber montado (aún) ninguna empresa ;-) 

Si crees que el post no tiene nada que ver con ésto, solo puedo decir que sigo intentando autoconocerme en parte para poder emprender y vivir con una visión más amplia.


15 comentarios:

  1. Hola Pablo!!
    Debo admitir que he tenido que leer dos veces tu post porque a la primera no lo he pillado todo… desde luego que yo me he hecho muchas preguntas buscando porqués a muchas cosas aparentemente “absurdas” como porque estamos aquí? Para que estamos aquí? De dónde venimos y a donde vamos? Pero sinceramente no he encontrado ninguna respuesta, es todo muy complejo y enrevesado, pero bueno ahí seguimos dándole vueltas.
    En cuanto al tema de emprender estoy seguro de que llegara, todo a su debido tiempo ;)
    Un abrazo Pablo!!

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias Marcos!
    Si que es verdad que me ha salido un post bastante extraño, jajaja. Quería explicar más o menos en lo que he estado centrado estas últimas semanas, ya que para mí el descubrir que se puede llegar a las respuestas ha sido toda una revelación.
    A ver si nos vemos pronto y lo hablamos más detenidamente,a partir de ahora volveré a mis post normales... jaja. Un abrazo!

    ResponderEliminar
  3. Gran actualización Pablo!creo que voy a tener que empezar a recomendar seriamente este blog... Jaja. Nos vemos en breves. Allí,claro. Un abrazo!

    ResponderEliminar
  4. Muchas gracias Sicky! Que grande...me alegra que hayas leído el post y te haya gustado. Un abrazo!

    ResponderEliminar
  5. Hola Pablo,
    un placer volverte a leer y desde que tan interesante perspectiva lo haces. Creo que ahora me entiendes por qué soy tan pesado con lo de conocerse a uno mismo, y sin importar lo bueno y malo que tiene cada uno, lo bueno es saber que límites nos ponemos diariamente y estos no nos dejan volar. Es verdad que no has emprendido un negocio, pero has emprendido otras cosas y ahora has comenzado un camino muy difícil que es conocerse a uno mismo, pero si te diré que cuando sepas quién eres y hacia donde quieres ir, emprenderás lo que realmente quieres y deseas. Adelante compañero y aquí me tienes, un fuerte abrazo.
    Germán

    ResponderEliminar
  6. Hola Germán,
    Muchísimas gracias por tu comentario y por volver a pasarte por el blog, que hacía tiempo que no sabía nada de ti y me alegra. Un abrazo grande.

    ResponderEliminar
  7. Hola Pablo,
    me quito el sombrero, me ha gustado mucho la entrada.
    Desde mi experiencia en el campo de "las preguntas" considero que es muy importante usar un lenguaje correcto y en consecuencia formular preguntas correctas que hacen que el avance sea lineal, con el resultado de una mayor comprensión de uno mismo. Porqué digo esto? porqu e me considero un preguntón, y me entran unas ganas terribles de hacerlo :) jejejejje
    Me encanta como lo comentas, como lo explicas y tus razones. Pienso que no es necesario que hayas emprendido algo o no para poder tener un blog sobre emprendedores, si tienes las herramientas y además disfrutas con ello... qué mas da lo demás?
    Creo que fue un escritor el que dijo algo parecido a esto: "Ni pasado ni futuro, tan sólo un brevísimo espacio de tiempo al que llamamos presente..." y yo añado: ahí reside la vida, en ese lapso.
    Un abrazo Pablo, agrego blog a marcadores, y no suelo agregar cualquier cosa! ;)

    ResponderEliminar
  8. Hola David,
    Muchísimas gracias por tu comentario, me llega hondo por su mensaje y por venir de alguien como tú. Totalmente de acuerdo con que el avance tiene que ser lineal, sino es incomprensible y no lleva a ninguna parte.
    Gracias por agregar el blog a marcadores, intentaré estar a la altura! jeje
    Un gran abrazo

    ResponderEliminar
  9. Pablo.

    Me llena de alegría compartir contigo este momento de tu vida.

    Emprender significa acometer algo, con lo que tú eres un emprendedor desde que naciste y por ello este blog tiene mucho sentido.

    Me ha llenado mucho tu post.

    Donde encuentras tu verdad está tu felicidad y solo se puede apreciar cuando percibes desde otro lado; tú ya lo sabes..

    ¡Enhorabuena!

    Un beso enorme..

    Ruth

    ResponderEliminar
  10. Hola Ruth!
    Muchísimas gracias, sin todo lo que me has enseñado probablemente no hubiera llegado a estas conclusiones ni a estos descubrimientos tan importantes en mi vida.
    Espero que sigamos compartiendo mucho tiempo conocimientos.
    Un besote!!

    ResponderEliminar
  11. Anónimo16/6/12 9:47

    Hola Pablo.
    Impresionante tu post!.
    No es que aún no seas emprendedor, es que has emprendido la mayor y mejor empresa de tu vida, la de estar presente, la de volver a ti...y con sólo 23 añitos...eso si que es admirable.
    Yo tengo 45 y hasta hace un año, siempre había vivido "por encima", los años pasaban siempre sintiendo que me faltaba algo, pero no acababa de encontralo.
    Ahora veo todo distinto, con más valor, percibo las cosas de un modo diferente.
    Ahora cada día estoy presente y soy mucho más feliz.
    Felicidades, te sigo.
    Un abrazo.
    Jara

    ResponderEliminar
  12. Hola Jara!
    Muchísimas gracias por tu comentario, la verdad es que sí, siento que esto es lo más importante a lo que puedes dedicar el tiempo en la vida: a conocerte, estar presente y tratar de entender el universo en el que estamos.
    Es crucial aumentar nuestra percepción y mejor que sea a los 45 que no nunca, como le pasa a muchas personas.
    Un abrazo y muchas gracias por pasarte por aquí.

    ResponderEliminar
  13. ¡Qué maravilla de entrada! ¡Y qué suerte haber comenzado ese camino siendo tan joven! Probablemente este paso, esta nueva percepción, será también la que te dé el impulso para crear tu empresa y para disfrutar de la vida plenamente. Es la verdadera felicidad, la que parte de dentro y la que se proyecta fuera. En una película escuché que la alegría es líquida, se va cuando desaparece su causa externa; la felicidad es sólida, permanece en uno mismo, independientemente de lo que suceda fuera.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  14. ¡Muchísimas gracias Concha!
    Me ha gustado mucho tu comparativa entre la alegría líquida y la felicidad sólida.
    Te tengo que agradecer también otra cosa: ayer en los comentarios del blog de Vicens por casualidad abrí tu link sobre la charla de Sergi Torres y la ví entera... ¡que pasada! Un hombre muy muy consciente y impresionante como habla en público, me gustó mucho.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  15. ¿Es impresionante Sergi, verdad? Comentaba en un vídeo que él entró "por la puerta de atrás" en este mundo espiritual; con 21 años sintió su esencia, una felicidad inmensa que no había experimentado antes. Después buscó si había algo documentado sobre su experiencia y comprobó que sí. Lleva tiempo dando charlas y tiene gran conexión con el público, sobre todo por su sencillez, profundidad y verdad.

    Un abrazo

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...